Un toldo (en inglés awning) es una cubierta de lona u otro tejido resistente que se pone para hacer sombra, proteger del mal tiempo o para cerrar  espacios exteriores como terrazas, balcones, etc. Hoy en día los toldos son mucho más que un elemento para protegerse del sol y la lluvia: se han convertido en un elemento de decoración que complementa el diseño del edificio donde se coloca.

En caso de tiendas, bares o restaurantes la señalización es una herramienta de marketing súper efectiva y simple, y un toldo puede ser una manera de ganar visibilidad y atraer a los clientes.

En Toldos Peral ofrecemos un servicio completo, fabricación e instalación de toldos en Barcelona, reparación, mantenimiento, cambios de lona de toldos, personalización y motorización de toldos. Tenemos todos los modelos de toldos del mercado.  Sabemos la importancia que tiene elegir toldos de calidad, pues un toldo es para toda una vida, es muy importante elegir bien a la primera.

El toldo perfecto es aquel que tiene un buen equilibrio entre protección solar y protección térmica. Se convierte así, en un elemento que contribuye al ahorro energético.

Cosas a tener en cuenta:

  • Si el toldo se monta en el interior o en el exterior.
  • La orientación del edificio o zona donde se va a instalar.
  • Nivel de protección térmica y solar que se necesita.

Existen tejidos con la protección térmica adecuada pero con una protección solar menor y que permiten pasar más luz. Estos tejidos se pueden utilizar para ventanas y puertas de cristal que requieren una mayor luminosidad, o bien en fachadas orientadas hacia el norte.

Nivel de visibilidad óptimo y factores que hay que analizar:

  1. El paso de luz solar por las aberturas del tejido.
  2. El color del tejido – cuanto más oscuro, menos luz solar pasará a través del propio tejido.
  3. Evitar el efecto invernadero: Cuando sobre los tejidos o demás objetos incide una radiación solar, estos almacenan el calor y emiten infrarrojos que generan un calentamiento conocido como “efecto invernadero”.  Cuanto más oscuro sea el color, mayor será la cantidad de calor almacenada. Una de las principales funciones de los tejidos de los toldos es evitar que se produzca este efecto invernadero en el interior de los edificios o comercios. A mayor porcentaje de radiación solar reflejada, menos efecto invernadero. Evitar deslumbramientos: Los deslumbramientos pueden llegar a ser molestos en el interior de un edificio y se pueden evitar instalando toldos.. El color del tejido y el porcentaje de luz solar que es capaz de eliminar son dos factores que determinaran la mayor o menor capacidad que poseerá un determinado tejido de evitar los deslumbramientos  Ahorro energético: La instalación de toldos en un edificio intervendrá, sin lugar a dudas, en el ahorro energético del mismo. De esta manera, se consigue optimizar los costes de funcionamiento del sistema de climatización y adecuar el edificio o comercio a los criterios de eficiencia energética y sostenibilidad marcados por el CTE.